Sobre aleaciones


Hay una gran cantidad de aleaciones disponibles con una amplia variedad de propiedades físicas y mecánicas que cubren casi todas las aplicaciones imaginables que puede requerir un diseñador. Las aleaciones disponibles incluyen aluminio, zinc, zinc-aluminio, magnesio, cobre, plomo y estaño. Las aleaciones de moldeo a presión normalmente no son ferrosas. Existe una gran cantidad de aleaciones disponibles con una amplia variedad de propiedades físicas y mecánicas que cubren casi todas las aplicaciones imaginables que puede requerir un diseñador.

Las aleaciones de aluminio y zinc son las que más se usan, seguidas por las de magnesio, zinc-aluminio (ZA), cobre, estaño y plomo.

Las aleaciones con base de zinc, plomo y estaño se clasifican como metales con punto de fusión bajo ya que todas alcanzan ese punto en menos de 725°F (385°C). Las aleaciones de zinc-aluminio (ZA) tienen un intervalo de fusión un poco más alto de 800°F a 900°F (426°C a 482°C). Las aleaciones de aluminio y magnesio se consideran aleaciones con punto de fusión moderado que se moldean entre 1150°F y 1300°F (621°C y 704°C) Las aleaciones de cobre se consideran aleaciones con alto punto de fusión, encima de 1650°F (899°C). Las aleaciones con bajo punto de fusión se moldean en cámaras calientes. Las aleaciones con alto punto de fusión y con punto de fusión intermedio se moldean en cámara fría. En los últimos año, se comenzaron a usar máquinas con cámara caliente especialmente diseñadas para aleaciones de moldeo a presión de magnesio.